News

Sea Shepherd advierte de la poca protección de los tiburones en alta mar

Martes, Jul 28, 2020

El 17 de julio, la BBC informó de una alta concentración inusual de buques pesqueros chinos que se congregaban en alta mar en el Pacífico Tropical Oriental, una región marítima que incluye la Reserva Marina de Galápagos. La Reserva Marina de Galápagos es un patrimonio mundial de la UNESCO y alberga la mayor concentración de tiburones del mundo.

Sharks in the Galapagos Marine Reserve. Photo by Nicolas Vera.

"La presencia de estas embarcaciones pesqueras en un área de alta mar entre la Reserva Marina de Galápagos y las aguas soberanas de Ecuador no es técnicamente ilegal, pero sí viola el espíritu del área marina protegida, ya que muchas de las especies, incluidos los tiburones, son migratorias y salen regularmente del santuario hacia alta mar," dijo el Capitán Peter Hammarstedt, Director de Campañas de Sea Shepherd. "Una vez en alta mar, tienen menos protecciones que bajo las leyes ecuatorianas, que rigen la Reserva Marina de Galápagos".
 
La flota fue detectada utilizando los datos recogidos por Global Fishing Watch, un grupo de conservación del océano que emplea satélites y otras soluciones tecnológicas para supervisar la actividad pesquera. Sea Shepherd ha estado trabajando con Global Fishing Watch desde 2018, investigando incidentes de pesca ilegal, no declarada y no reglamentada (INDNR) en alta mar en el Pacífico Oriental Tropical como parte de la campaña Operation Treasure Islands. El Pacífico Oriental Tropical es una de las zonas más críticas del mundo en lo que respecta a la diversidad biológica marina, y una zona en la que los tiburones tienen menos protección porque sus aguas no pertenecen a ningún estado.
 
Estas misiones de vigilancia han incluido la observación de un buque de pesca chino, el Fu Yuan Yu 019, recogiendo su palangre repleto de Tiburones Sedosos, una especie que tiene una mayor protección gracias a la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestres (CITES) debido a su situación casi-amenazada.

Sea Shepherd sigue dedicada a continuar con las campañas en contra de la pesca furtiva en el Pacífico Tropical Oriental - trabajando con las autoridades para detener la pesca ilegal, donde los gobiernos tienen jurisdicción nacional y monitorizando las áreas de alta mar donde hay un vacío en la aplicación de la ley, aunque, en la actualidad, se encuentra limitada debido a los retos logísticos que plantea el COVID-19.

Compartir

Noticias relacionadas